CIENCIA & INVESTIGACIÓN

La seguridad de los productos, en el punto de mira

Junto con la Facultad de Tecnología de Seguridad de la Universidad de Wuppertal, Symrise investiga en el ámbito de la inflamabilidad de los sabores en polvo. Los conocimientos se integran en el desarrollo de productos. El objetivo es hacer más segura la manipulación de los productos.

CIENCIA & INVESTIGACIÓN

La seguridad de los productos, en el punto de mira

Junto con la Facultad de Tecnología de Seguridad de la Universidad de Wuppertal, Symrise investiga en el ámbito de la inflamabilidad de los sabores en polvo. Los conocimientos se integran en el desarrollo de productos. El objetivo es hacer más segura la manipulación de los productos.

Katarina Kolomiyets desencadena en el laboratorio de investigación una explosión controlada con 2 gramos de sabor a pimienta.

Los sabores en polvo se cuentan entre los productos más numerosos y variados de Symrise. Se producen y se procesan en numerosas plantas. En este sentido, hay que tener en cuenta que los polvos son inflamables en determinadas cir­cuns­tancias. «Nos ocupamos de ello debido a que su efecto es muy violento y puede desencadenar una explosión de polvo», afirma Jenny Weissbrodt, Director Technology Scouting and Development. Naturalmente, todas las plantas de Symrise están protegidas, entre otros elementos, por detectores de chispas y temperatura, válvulas de descarga y otras medidas constructivas destinadas a la protección contra explosiones. «Somos responsables de los productos que fa­bri­camos. Debemos conocer sus pro­­piedades para poder valorar en qué medida pueden ser peligrosos en determinadas cir­cuns­tancias», añade Weissbrodt. En efecto, la seguridad de los productos y los procesos es cada vez más importante. No solo para Symrise, sino también para los clientes. «Para poder detectar los riesgos, debemos determinar los coeficientes de explosión de los productos», explica Christopher Sabater, Director Technology Research.

Todo ello debe desembocar en el aban­dono del desarrollo de cualquier producto que sea fácilmente inflamable. Para ello es importante averiguar qué factores pro­vo­can que un producto se inflame incluso con una chispa electrostática de baja energía. O, por ejemplo, a qué categoría pertenece la fuente de ignición. Si esto se ha conseguido simplemente con una puesta a tierra de los aparatos, se puede garantizar mediante la seguridad de las plantas. Este tipo de preguntas y aspectos son también el motivo de que el tema se haya trasladado a la investigación y que Symrise esté buscando respuestas a estas preguntas en colaboración con científicos de la Universidad de Wuppertal. En el laboratorio de seguridad recién creado en Holzminden, es fun­da­men­tal­mente Katarina Kolomiyets, R&T Technologist, quien busca esas respuestas. Allí averigua la inflamabilidad de las sus­tan­cias saborizantes. «Variamos sis­te­má­ticamente los parámetros que creemos capaces de influir sobre esta in­fla­ma­bilidad», explica Kolomiyets. Puede tratarse del contenido de sabor, el tamaño de las partículas, la estructura o la fluidez.

Aquí estamos realizando una auténtica investigación básica y de principios.

Katarina Kolomiyets, R&T Technologist

A continuación, los científicos integran en el desarrollo de productos los conocimientos adquiridos. Todo, desde el desarrollo de los sabores hasta la apli­cación por parte del cliente, se debe con­sig­nar también en las reglas de desarrollo, es decir, en las co­rres­pon­dientes di­rec­trices o «Guidelines». Para ello, colaboran estrechamente con el grupo de Eric Gruber, de Industrialization & Process Innovation, que escribe las recetas para estos productos. Sin embargo, solo los productos pulverizados suponen 2000 fórmulas activas y se necesitarían tres días simplemente para caracterizar por completo un polvo y averiguar todos sus co­e­ficientes explosivos. Por eso los investigadores trabajan actualmente con un método de cribado, es decir, un procedimiento de test sistemático de elementos definidos con de­ter­minadas propiedades: así se pueden sacar conclusiones sobre muchos productos en un plazo relativamente corto.

«Aquí estamos realizando una auténtica investigación básica y de principios», deja claro Katarina Kolomiyets. En efecto, no existen prácticamente datos al respecto ni en la bi­blio­grafía ni en forma de patentes. En este sentido, el equipo de Kolomiyets, Sabater y Weissbrodt está realizando una labor pionera. Los resultados no solo suponen un beneficio en cuanto a se­gu­ridad para Symrise y los clientes, sino también una considerable ventaja res­pecto a la competencia.


Más información sobre los 17 SDG en el SymPortal: https://t1p.de/SYM-SDG

© Symrise All rights reserved 2020